www.canariasdiario.com
El Herbalife Gran Canaria suma en Zaragoza
Ampliar

El Herbalife Gran Canaria suma en Zaragoza

domingo 17 de abril de 2016, 19:33h

Con la poco habitual imagen de Brad Newley vestido de calle, el Herbalife Gran Canaria afrontó el encuentro ante un CAI Zaragoza necesitado de victorias y dispuesto a prolongar su buena racha como local.

El australiano fue el descartado en la amplia rotación exterior del equipo claretiano. Los amarillos salieron enchufados, y buena muestra de ello fue cómo se saldó el primer ataque: pase muy alto de Pangos y mate a dos manos de Rabaseda.

El CAI, que salió con cuatro jugadores de casi dos metros o más, hizo uso de su superioridad de centímetros en los primeros compases, y un triple de Benzing les ponía por delante (7-6, minuto 3) como aviso al Granca. Pero si el duelo iba a ser uno librado desde más allá de 6,75, el Herbalife Gran Canaria iba a tener mucho que decir.

Salin y Pangos cogieron las riendas con varias suspensiones de dos rompiendo las diferentes zonas del cuadro maño, y dos triples de Seeley y Oliver antes del término del primer cuarto disparaba al Granca (21-27).

El espectáculo del segundo cuarto lo puso Kyle Kuric. El estadounidense, con licencia para tirar, lanzó hasta cinco triples en apenas tres minutos, anotando tres de ellos y sumando nueve puntos (27-36, minuto 14) que servían al Herbalife Gran Canaria para abrir una brecha significativa. Llegó el mejor momento de los isleños de la mano de un DJ Seeley inspirado.

El californiano convirtió cuatro puntos seguidos para poner once de diferencia (32-43, minuto 17) antes de que Jelovac despertara. El balcánico hizo siete tantos seguidos para un parcial de 7-0 en el que colaboró un Pere Tomàs muy incisivo con su físico. Al descanso, en el constante toma y daca, los grancanarios mantenían las distancias (41-47).

Casadevall pedía durante los tiempos muertos más intensidad a sus jugadores, y probablemente también lo hizo en vestuarios. Hicieron caso sus pupilos, que salieron en el tercer cuarto a morder. El Herbalife Gran Canaria no anotó durante dos minutos y medio del tercer cuarto, y apenas pudo tirar a canasta, cometiendo varias pérdidas.

El CAI Zaragoza no conseguía aprovechar esta sequía, acercándose solo a cuatro puntos (45-49, minuto 24) con varios errores de Kravtsov en la pintura. Se estiró el Granca con un tiro libre de Albert Oliver tras técnica a Casadevall, y Sasu Salin anotó un triple que volvió a lanzar a los isleños (45-53, minuto 25).

El CAI Zaragoza, al fin, consiguió igualar la contienda con cuatro tiros libres seguidos de Tomás Bellas. Con el 53-53 en el electrónico, el Herbalife Gran Canaria no cambió su plan, su misión. El choque transcurrió con igualdad durante varios minutos y Kevin Pangos surgió como una figura clave en los instantes finales con dos triples que hacían mella en la fe caísta (63-69).

El último cuarto tuvo nombre y apellido: Albert Oliver. El base catalán anotó 16 puntazos durante los diez minutos de cuarto. En momentos claves y decisivos para hundir a un CAI Zaragoza que en ningún momento se rindió. Tanto fue así, que dos tiros libres de Benzing colocaban un ajustado 82-85 a apenas dos minutos del final del encuentro.

Pero, una vez más, el acierto exterior del Herbalife Gran Canaria martirizó a los de Casadevall. Cuando más apremiaba la situación, Sasu Salin clavó un triple. Y si Henry contestaba de igual manera anotando su único tiro de la mañana desde más allá de 6,75, ahí aparecía Albert Oliver para finiquitar el choque.

Al final, un claro 87-96 que demuestra la superioridad del Herbalife Gran Canaria durante el choque pero, al mismo tiempo, hace justicia al gran esfuerzo de un CAI Zaragoza que luchó hasta el final.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios